sábado, 2 de agosto de 2014

Villahermosa


A finales de septiembre de 2013, en la web del Ministerio de Agricultura y Medio ambiente aparecen unas fotografías realizadas por D. Gerardo Paadín Estrella capturadas en los años 30. Son imágenes de la playa de la Malvarrosa y escenas de la pesca del bou en Valencia. Sorprendidos por la autoría de estas fotos, decidimos embarcarnos en una nueva investigación que queremos compartir. 



Pesca del bou en Valencia. Foto D. Gerardo Paadín estrella


Sabíamos que D.Gerardo Paadín vivió en Quart de Poblet en compañía de su familia en el desaparecido chalet de Villahermosa durante once años, en concreto desde 1925 hasta su trágico final en 1936, a raíz del estallido de la guerra civil.
Acabada la guerra, ya en 1940, el ayuntamiento de Quart de Poblet acordó dedicarle una calle con su nombre, que aún se conserva hoy en día.

Lo que no sabíamos, es la gran afición que Paadín tenia por la fotografía, siendo estas fotos publicadas de gran calidad técnica y profesional, para la época a la que nos referimos. Dirigimos entonces todos nuestros sentidos en la posibilidad de dar con la existencia de más fotografías capturadas por Paadín durante esos años, pero esta vez en nuestro pueblo y sobre todo, de imágenes del palacio modernista llamado Villahermosa, de amplios jardines y que muchos de nosotros, por edad, no hemos podido conocer, a excepción de alguna fotografía en segundo plano.

Dejando a un lado todas aquellas cuestiones políticas e ideológicas de la España dividida hace 78 años, pensamos que merecía la pena intentar contactar con los descendientes directos, si lo hubiese, de la figura del Teniente Coronel, retirado en 1931 por la ley Azaña.
Rastreando la colección de fotografías del  Ministerio, encontramos que habían sido cedidas por Dñª Amalia Paadín García de Castro, la hija pequeña de D.Gerardo. Su localización fue inmediata y ella misma nos atendió vía telefónica desde su casa en Madrid. Se mostró sensiblemente emocionada de que alguien, después de tantos años, se preocupara de su padre y de la casa donde vivieron aquellos inolvidables años en Quart de Poblet.

Esta señora de 85 años, recordaba perfectamente lo precioso que era su hogar, con un estanque para peces presidiendo el exótico jardín de variadas especies donde, rodeada de vegetación, solía jugar de niña durante las tardes de verano.
También nos habló de la habitación de la casa donde su padre pasaba las horas encerrado, revelando unas fotografías cuya colección ahora podemos disfrutar y que bien merecen una digna exposición en el pueblo que las vio nacer. 
Mientras Dña. Amalia narraba por teléfono su experiencia vital durante aquellos tranquilos y felices años en Quart de Poblet, murmuraba en voz baja que en aquellos momentos tenía la mirada fija en un hermoso retrato fotográfico que en aquellos instantes mostraba con especial esplendor la devoción enmarcada en aquella pared de su comedor. Esta imagen correspondía a "Villahermosa".


Vista de la parte de trasera de la casa y jardines
Según su propio relato, Amalia nació en Valencia el año 1925. Fue el mismo año en el que su familia tuvo que mudarse a Quart de Poblet. El motivo del traslado a la nueva residencia fue la enfermedad que padecía su hermano mayor Gerardo. Por indicaciones médicas, aconsejaron a la familia un cambio de residencia en una casa de campo para mejorar su tratamiento. El chalet "Villahermosa", que por aquel entonces era propiedad de la familia del médico Barona, cumplía aquellos requisitos con su ubicación en plena huerta valenciana. Como valor añadido, Quart de Poblet contaba con una nueva línea de tranvía que transcurría frente a la misma propiedad. 
D. Gerardo adquirió en propiedad "Villahermosa" y la vida familiar de los Paadín alojó en aquel lugar nuevas ilusiones y expectativas que se presentaron con aires renovados.


Dña. Africa Garcia de Castro, hijos y parte de su familia. Derecha:Africa hija y Gerardo Hijo junto a sus padres

El chalet adquirido por Paadín consta en el registro de la propiedad de Manises con la siguiente descripción literal: 

" Un chalet denominado "Villahermosa" compuesto de un edificio con planta baja y piso principal, molino de viento para elevación de agua, casa para el jardinero,cochera, cuadra, estufa para plantas, sembráculo para las mismas y otras edificaciones independientes entre sí y un jardín plantado, en parte de árboles frutales y en parte destinado al cultivo de hortalizas y flores, con varios andenes o paseos bordeados de estas, formándose una sola finca circundada de pared, con derecho a riego de la acequia de Cuart  y a utilizar para la producción de fluido eléctricos  aguas de la acequia de Benatxer y  Faitanar, situado en Cuart de Poblet calle de Valencia o Carretera Real de Madrid……”
 
Vista de Villahermosa desde el Río, Amador Griño pescando en el Azud
Pero si hay algo que Amalia recuerda con especial cariño, son las personas que ejercían de caseros o estatgers durante aquellos años.

Luis González-Baylin López, también miembro de la familia, ha investigado sobre la figura de su tío abuelo, aportando abundantes datos bibliográficos. Nos relataba así, textualmente, esta relación especial con els estatgers de Villahermosa:

La familia Sanmartín, según me comenta mi tía Amalia, eran los jardineros de Villahermosa y tenían su vivienda dentro de la finca. Por lo que me ha contado eran gente muy buena y de hecho ayudaron mucho a mi tía abuela África García de Castro en aquellos momentos tan duros que debió pasar cuando fusilaron a su marido. Cuando acabó la guerra y volvieron de Barcelona se encontraron desecha la casa pero permanecieron allí algún tiempo hasta su regreso y ubicación definitiva en Madrid. Durante ese periodo en que permanecieron en Villahermosa, falleció el hermano de mi tía Amalia que era el único varón y se llamaba como su padre Gerardo. Por lo que me cuenta mi tía, todos los años coincidiendo con su fallecimiento, los buenos de los caseros le llevaban unas flores a su tumba, y cuando ellos faltaron lo siguieron haciendo sus hijos…Como verás y a pesar de los años transcurridos no hay mejor prueba de fidelidad y de cariño hacia sus antiguos señores.

Dña Amalia Paadín
                                                         
 Amalia nos contaba que ella y su hermana África solían jugar con una niña pequeña que era nieta de los primeros estatgers de Villahermosa. Hablamos de Carmen Sanmartín Mateu, hija de Vicente Sanmartín Monzó y nieta del primer "estatger" de Villahermosa, Vicente Sanmartín Casanova. Esta niña a la que solían coger en brazos para jugar en los jardines de la casa, es hoy una señora muy  conocida en Quart, que regenta una ferretería de renombre.

Vicente Sanmartin Casanova, Vicente Sanmartin Monzo y Carmen Sanmartin Matéu con su abuela

Su hijo Javier Montaner nos atendió amablemente y no dudo en brindar su colaboración para facilitarnos todo tipo de información de su familia y en concreto de su madre con la que tuvimos el gusto de poder hablar.


Carmensín, que así la llaman, con un exquisito lenguaje descriptivo—que muchos quisiéramos tener—narraba aquellos años felices entre la gran variedad de flores, huertos y árboles frutales de todas las variedades posibles que ellos mismos se encargaban de cuidar y mantener con cariño.  Contaba que su padre se encargaba también del molino de viento que extraía el agua para riego de la acequia. Destacaba la gran variedad de plantas existentes y árboles frutales, enormes palmeras o cañas de bambú, así como caminos ajardinados que atravesaban la finca repleta de flores a ambos márgenes de la acequia Faitanar y Mislata.


Detalle modernista de la casa
La finca también disponía de una capilla detrás de la casa y un  torreón con la escultura del semblante de una mujer a modo de mascaron de proa como llevaban los galeones del siglo XVI.

Acceso Principal a la casa. Se reconoce a Vicente Sanmartín Casanova
                         

Carmensín recordaba aquellos años con gratos recuerdos, excepto el día que se llevaron al señor Paadín por cuestiones políticas y represalias de la época. Este suceso no solo afectó a la familia directa del militar, también a la suya que quedó muy afectada por lo sucedido, especialmente su padre, activo en defender situaciones injustas y acciones violentas que se estaban produciendo en Quart tanto de un lado como del otro. 
Recuerda que en una ocasión escuchó gran alboroto en la calle, en la misma  curva de la carretera que discurría frente a Villahermosa. Allí, un grupo de alborotadores se llevaba detenidos a dos curas y una monja de Betania. Vicente acudió en su defensa. Su carácter dialogante y su posición de vecino del pueblo, consiguió la compresión del grupo. Finalmente los dejaron ir en libertad. Él mismo se encargó de que salieran estos curas en uno de los pocos coches que había en Quart, el coche de Figuereta.



La unión entre estas dos familias, señores y caseros, se hizo más fuerte en aquellos primeros años de la guerra y más, cuando tuvieron que marcharse los señores de la casa de Quart a Barcelona y Sabadell, donde vivieron las penurias de la guerra. Su relación hoy sigue viva, pues es esta familia y en concreto Carmensín la persona que se encarga de los cuidados y mantenimientos de los dos nichos de D.Gerardo Paadín y su hijo en el cementerio parroquial de Quart .

Acceso al Jardín de la casa  desde una de las entradas situada en la antigua carretera Madrid-Valencia
De la evolución histórica de esta  finca hay que señalar que durante la guerra, el edificio principal fue saqueado en varias ocasiones, llevándose todo lo que podía ser de interés. También acogió fugazmente a varios miembros del gobierno de la República durante su traslado a Valencia,  entre los que se encontraba Francisco Largo Caballero.  
Villahermosa se convirtió en un lugar por donde pasó mucha gente de todo tipo, buscando refugio.

En 1939 Doña. África vende la casa al matrimonio formado por D. Federico Aub Marx (natural de Munich) y Susana Mohrenwitz (nacida en Paris), padres del afamado escritor Max Aub. Será aquí, en Villahermosa donde fijen su residencia y otra familia de caseros se encargará de las atenciones que requería la finca: nos referimos a la familia del matrimonio formado por José Sanmartín Sanchis y Consuelo Aguilar Monzó, con sus hijos José, Consuelo y Amparo.
Entre los recuerdos que perduran como aires de nostalgia, nos queda la figura de Inés, la cocinera, que era natural de Estubeny—aunque residía en Anna— así como de las habitaciones, pintadas cada una de un color o del teatro que había en la vivienda.



José, Consuelo y Amparo Sanmartín Aguilar. Derecha José Sanmartín Sanchis e hijo

José Sanmartín tenía a su cargo un perro mastín de nombre Rex que a menudo rondaba los jardines y al que la señora Susana Mohrenwitz tenía pánico. Recogemos la anécdota familiar que nos aporta su nieto en el que en cierta ocasión el animal mordió a José, el hijo del estatger
                                                   
El día 18 de Mayo de 1940 D. Federico Aub Marx presenta una instancia en el Ayuntamiento, solicitando autorización para colocar un tubo de mayor diámetro para la toma de agua para abastecimiento de su domicilio Villahermosa. Como nota ilustrativa de la época, destacamos que en Villahermosa se pagaba unas 30 pesetas mensuales por el servicio de agua cuyo recaudador del arbitrio era Pascual Martí Pardo.

El día 15 de Abril de 1951, a las cinco de la tarde, fallece D.Federico Aub Marx, a consecuencia de un cáncer de hígado en Villahermosa (entonces calle de José Antonio, número 19, piso bajo). Es enterrado el día 15 de Abril de 1951 en el cementerio profano de Valencia.


Fotoas aéreas 1944 y 1964
                           
Los caseros continuaron viviendo en Villahermosa hasta el año 1956. Finalmente, la finca  es adquirida en su totalidad  por una empresa cartonera, hasta que a finales de los años 60 y debido a la ampliación de la fábrica, el chalet modernista acaba ahogado por  el crecimiento de las naves y se demuele. No así, la casa de lo  caseros, que aún vio vivir otra familia más encargada de las instalaciones y  una de las entradas principales con el rótulo cerámico que rezaba Villahermosa y que, hasta bien poco se mantenían en pie, en compañía del famoso cartel publicitario de Nitrato de Chile.


Años 80

Hoy día ya no queda ningún vestigio de esta finca, en parte provocado por la construcción de un bloque de edificios contemplados en el PAI  de Turégano. Tan solo se mantiene en pie una palmera de gran altura que queda en la plaza San Rafael y que según testigos de la época es probable que aún perteneciera al  jardín de la finca.
Como nota curiosa decir que este edificio en la actualidad ha recuperado como reclamo publicitario para venta de viviendas, el nombre de “Edificio Villahermosa”.


Estado Actual

Desde este blog, queremos agradecer profundamente la colaboración y participación a las dos  familias, que han aportando sus vivencias y recuerdos durante aquellos años en Quart de Poblet en el entorno de Villahermosa.
                
 Familia Paadín:

          Amalia Paadín García de Castro
          Carlos González Baylin-López
          Luis González Baylin-López

 Familia Sanmartín :

        Javier Montaner Sanmartín
        Carmen Sanmartín Mateu
        José Vicente Sanmartín Ramírez
        Amparo Sanmartín Aguilar
        Amparo Monzó Sanmartín
        Pascual Monzó Sanmartín
        Pascual Monzó Tomás



Fuentes fotografías:

Fondo gráfico Biblioteca Valenciana CETFA
Fundación Max aub
Fondo gráfico Familia Paadín : Luis González Baylin-López
 Coll Ferrer, Vicente (1984) :Geografía, origen e historia de la muy leal y heroica villa de Quart de Poblet.
Fondo Familia Sanmartín Monzó
Fondo Juan José López Monzó



Autores: Javier González Villena y Sergio López López.


 
 
 
 


 

7 comentarios:

  1. Muy interesante.
    No conocia la historia completa de este conocidisimo rincon de nuestro pueblo y me ha encantado leerla.
    Solamente sabia que Max Aub, famoso escritor de obras de teatro como "NO" fuerte alegato antifascista, habia vivido unos años alli, muy cerca de mi casa.
    Por cierto, supongo que el cartel de Nitrato de Chile se conservará en algun museo. No? Forma parte de la historia de Quart.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. L'article sobre Villahermosa és una meravella, coincidim.
      Quan s'anava a fer la finca que tapa el cartell de Nitrato de Chile, l'Associació Cultural Mussol, ens vàrem oferir a retirar-lo per tal que es conservara i/o exposara. Teníem la màquina elevadora i a la persona ideal, Vicent Martínez Palacios, expert obrer amb unes mans enamorades del patrimoni, però en aquell moment l'ajuntament va desestimar l'oferiment i va decidir conservar-lo tapat mitjançant la tècnica de sandwich. Per tant, que nosaltres sapiguem, el cartell està on estava però tapadet.

      Eliminar
  2. Mi padre aparece entre las dos fotos de José, Consuelo y Amparo Sanmartín Aguilar y José Sanmartín Sanchis e hijo. Estuvo trabajando para la familia Aub durante una temporada, se llamaba Rafael Fernández y era un encanto además de guapo. Ha sido una grata sorpresa verlo.

    ResponderEliminar
  3. Mi padre aparece entre las dos fotos de José, Consuelo y Amparo Sanmartín Aguilar y José Sanmartín Sanchis e hijo. Estuvo trabajando para la familia Aub durante una temporada, se llamaba Rafael Fernández y era un encanto además de guapo. Ha sido una grata sorpresa verlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Inmaculada, gracias por tu comentario, nos alegramos que te haya gustado el artículo. Si quieres aportar más información de la relación de tu padre con la familia Aub será Bienvenida. Un Saludo

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. hay cosas preciosas y dignas de recordar mi señora conchin sanmartín pascual me decía muchas cosas sobre dicho palacete pedro aracil galiana

    ResponderEliminar